Tag Archives: elfos

Los primos de las hadas y los duendes: Ellyllon – Feeorin – Ferrishyn – Fyglia

Each-Uisge: son parecidos a los Kelpie, pero mucho más peligrosos. Viven en lagos y mares y se comen a sus víctimas después de destrozarlas en pedazos.

Ekimmu: uno de los uttuku, espíritus malignos o vengativos de los antiguos asirios. Los ekkimu solían aparecer gimiendo y llorando fuera de una casa para señalar una muerte inminente.

Ellyllon: nombre de los elfos galeses. Son hadas pequeñas y diáfanas, cuya comida consiste en hongos y manteca de hadas, una sustancia que se encuentra en las raíces de los árboles viejos y en las grietas de las piedras calizas. Su reina es Mab.

Elfos: en la mitología escandinava, las hadas eran elfos y se dividían en dos clases, los elfos de luz y los elfos oscuros. En Escocia las hadas de tamaño humano eran llamadas elfos; en Inglaterra las Hadas de las Tropas se llamaban elfos, y el nombre se aplicaba especialmente a niños pequeños.

EriKonig: es el ‘Rey de los elfos’ en Alemania. Es conocido por advertir a las personas sobre su inminente muerte. La forma en que aparece tiene relación con la manera en que la persona va a morir.

El Fachan: de las tierras occidentales de Escocia.

Fays: el nombre dialectal en Northumberland.

Familia de hadas o Hadas folclóricas: el nombre eufemístico usado para nombrar a las hadas en Gales.

Feeorin: una pequeña hada que tiene piel verde y las costumbres usuales del amor por la danza y la música.

Fees: las hadas del norte de Inglaterra.

Fenoderee: un tipo de Brownie de la Isla de Man. Trabajadores de fuerza prodigiosa, los Fenoderee realizan varias tareas para los granjeros de Man. El Fenodoree era un miembro de los Ferryshyn-la tribu de hadas de Man- hasta que cometió el error de ausntarse del festival de otoño para ir a cortejar a una joven mortal. Le quitaron su belleza y se volvió una criatura solitaria y fea.

Feriers o Ferishers: otro nombre usado para las hadas en Suffolk.

Feries: el nombre usual para las hadas de Shetland.

Ferrishyn (Ferrishin): una palabra Manx que nombra a la tribu de las hadas; el singular es ‘ferrish’. Son las tropas de hadas de Man, aunque no parece haber ninguna distinción entre ellas y las Sleih Beggey. Son menos aristocráticas que las hadas de Irlanda y Gales, y no tienen ningún rey o reina. Son muy pequeñas, generalmente de tres pies de alto. Pueden escuchar cualquier cosa que fuera dicha en las afueras.  El viento llevaba el sonido a sus oídos, por eso la gente se cuidaba de hablar bien de ellas.

Fetes: los Fates del norte de Bretaña.

Fir Darrig: se divierten realizando travesuras de naturaleza extraña, y por eso es preferible darles el gusto.

Foawr: el equivalente Manx de los gigantes Fomorians que lanzaban rocas.

Frairies: la versión local de la palabra ‘fairy’ (hada) en Norfolk y Suffolk.

Fyglia: una especie de espíritu personal. A menudo toman la forma animal. Los nativo-americanos los llaman ‘fetiches’ y los usan como tótem. Sirven principalmente como guardianes personales.

Duendes Ingleses

“El pobre pajarito embromado” (Poor little birdie teased), pintura realizada por el ilustrador Richard Doyle durante la era victoriana, representa la opinión tradicional acerca de los duendes, de acuerdo con el folklore inglés más actual. Se trata de un humano diminuto que habita dentro de los árboles.

Duendes Ingleses

Duendes Ingleses

La palabra duende proviene del inglés antiguo: es un vocablo derivado de la palabra ælf (ælfe, con variantes regionales y cronológicas tales como ylfe y ælfen). Las palabras utilizadas para nombrar a las ninfas de los mitos griegos y romanos fueron traducidas por eruditos anglosajones a raíz de la palabra ælf y sus variantes, cuyo significado era “elfo“.

Duendes Ingleses
Duendes Ingleses

Aunque la evidencia inglesa más temprana es confusa, existen motivos para pensar que los duendes anglosajones (ælfe) eran similares a los duendes de la mitología temprana de los nórdicos: seres humanos con poderes sobrenaturales, generalmente varones, capaces de ayudar o de dañar a las personas con las que se encuentra.

La unión amorosa entre los æsir y los álfar, descrita en las poéticas Eddasmedievales, se refleja en el viejo færstice inglés.

En lo referente a la belleza de los duendes nórdicos, hay evidencias ofrecidas por el vocabulario del inglés antiguo. Palabras como ælfsciene (“duende hermoso”) usadas también para mujeres bíblicas que son seductoras y bellas.

La lengua anglosajona también atestigua alianzas de duendes con demonios, como por ejemplo en el verso 112 del Beowulf. Por otra parte, el oaf es simplemente una variante de la palabra duende, probablemente se refiere a un changeling o alguien que quedó estupefacto por el encantamiento mágico de un duende.

“Duende tiro” -también duende perno o duende flecha– es una palabra encontrada en Escocia y en el norte de Inglaterra. Fue documentada por primera vez en un manuscrito que data de finales del siglo XVI.

Duende Elfo Mago de Inglaterra
Duende Elfo Mago de Inglaterra

Aunque primero se menciona un dolor agudo provocado por los duendes, más adelante queda claro que denota la cabeza de una flecha de piedra neolítica, que en el siglo XVII parece haber sido atribuida en Escocia a las personas que tenían poderes mágicos. Era utilizada en rituales curativos y utilizada por brujas y hechiceras para herir personas o matar ganado.

Otras creencias sostienen que un enredo en el cabello era llamado “cerradura de duende”, porque se creía que era causado por la travesura de los duendes. Una parálisis repentina también era atribuida al “golpe de un duende”.

“El pobre pajarito embromado” (Poor little birdie teased), pintura realizada por el ilustrador Richard Doyle durante la era victoriana, representa la opinión tradicional acerca de los duendes, de acuerdo con el folklore inglés más actual. Se trata de un humano diminuto que habita dentro de los árboles.

La palabra duende proviene del inglés antiguo: es un vocablo derivado de la palabra ælf (ælfe, con variantes regionales y cronológicas tales como ylfe y ælfen). Las palabras utilizadas para nombrar a las ninfas de los mitos griegos y romanos fueron traducidas por eruditos anglosajones a raíz de la palabra ælf y sus variantes, cuyo significado era “elfo“.

Aunque la evidencia inglesa más temprana es confusa, existen motivos para pensar que los duendes anglosajones (ælfe) eran similares a los duendes de la mitología temprana de los nórdicos: seres humanos con poderes sobrenaturales, generalmente varones, capaces de ayudar o de dañar a las personas con las que se encuentra.

La unión amorosa entre los æsir y los álfar, descrita en las poéticas Eddasmedievales, se refleja en el viejo færstice inglés.

En lo referente a la belleza de los duendes nórdicos, hay evidencias ofrecidas por el vocabulario del inglés antiguo. Palabras como ælfsciene (“duende hermoso”) usadas también para mujeres bíblicas que son seductoras y bellas.

La lengua anglosajona también atestigua alianzas de duendes con demonios, como por ejemplo en el verso 112 del Beowulf. Por otra parte, el oaf es simplemente una variante de la palabra duende, probablemente se refiere a un changeling o alguien que quedó estupefacto por el encantamiento mágico de un duende.

“Duende tiro” -también duende perno o duende flecha– es una palabra encontrada en Escocia y en el norte de Inglaterra. Fue documentada por primera vez en un manuscrito que data de finales del siglo XVI.

Aunque primero se menciona un dolor agudo provocado por los duendes, más adelante queda claro que denota la cabeza de una flecha de piedra neolítica, que en el siglo XVII parece haber sido atribuida en Escocia a las personas que tenían poderes mágicos. Era utilizada en rituales curativos y utilizada por brujas y hechiceras para herir personas o matar ganado.

Otras creencias sostienen que un enredo en el cabello era llamado “cerradura de duende”, porque se creía que era causado por la travesura de los duendes. Una parálisis repentina también era atribuida al “golpe de un duende”.

Duendes de Alemania

En el folclore alemán existía la creencia de que los duendes eran aquellos bromistas dañinos que podían causar enfermedades a los ganados y a la gente, además de provocar pesadillas a los durmientes. La palabra alemana para un “mal sueño” es “Albtraum”, que significa “sueño del duende”.

Duendes de Alemania

Duendes de Alemania

Por otra parte, la forma arcaica Albdruck quiere decir la “presión del duende”. Por aquel entonces se creía que las pesadillas eran la consecuencia de que una de esas criaturas se sentara sobre la cabeza del durmiente. Este aspecto de la creencia alemana en los duendes corresponde en gran parte a la superstición escandinava sobre el “mara”.Es también similar a las leyendas relacionadas con los demonios incubus y sucubus.

Duendes de Alemania
Duendes de Alemania

En otras historias, el rey duende aparece de tanto en tanto rodeado de su séquito de elfos. Por lo general, se presenta entre las mujeres de Dinamarca y de Suecia. En la gran epopeya alemana de la Edad Media -el Nibelungenliedun enano llamado Alberich juega un papel importante. “Alberich” se traduce literalmente como “duende soberano”, que más tarde evolucionará hasta significar “duende-enano”. Esta modificación ya se observa en las tempranas Eddas.

Vía el Alberon francés, el mismo nombre se ha incorporado al inglés como Oberon, rey de duendes y hadas en la comedia dramática “Sueño de una noche de verano”, de William Shakespeare.

La leyenda de Der Erlkönig parece haberse originado en épocas bastante recientes en Dinamarca. Göethe basó su poema en “Erlkönigs Tochter” (la “hija de Erlkönig”), un trabajo danés traducido al alemán por Johann Gottfried Herder.

La naturaleza del Erlkönig ha sido tema de debate. El nombre se traduce literalmente del alemán como “rey Alder” mucho mejor que su traducción inglesa más habitual: el “rey duende”. En el alemán pasó a convertirse en Elfenkönig. Por otra parte, se ha sugerido a menudo que Erlkönig es una mala traducción del Elverkonge del danés original o del elverkonge, que significan “rey duende”.

De acuerdo con el folklore alemán y danés, el Erlkönig es retratado como un presagio de la muerte, como el hada maligna de la mitología irlandesa.

El Erlkönig se aparecerá solamente a la persona desfalleciente, ya en su lecho de muerte. Su forma y expresión también explicará a la persona qué clase de muerte tendrá: una expresión dolida significa una muerte dolorosa, expresiones pacíficas significan una muerte pacífica.  Este aspecto de la leyenda fue inmortalizado por Göethe en su poema Der Erlkönig, que fue más tarde musicalizado por el compositor clásico Franz Schubert.

Duendes de Alemania
Duendes de Alemania

En el cuento de hadas de los hermanos Grimm, Der Schuhmacher und die Heinzelmännchen, un grupo de pequeñas criaturas desnudas llamadas Heinzelmännchen ayudan a un zapatero a realizar su trabajo.

Cuando él recompensa su labor con pequeñas vestimentas, quedan tan encantados con su regalo que corren muy lejos y nunca se los vuelve a ver otra vez.

Aunque los Heinzelmännchen están relacionados con seres parecidos a los kobolds y enanos, el cuento se ha traducido al inglés como El zapatero y los duendes (probablemente debido a la semejanza de los Henzelmannchen con los Brownies escoceses). Se retoma la historia en la serie novelística Harry Potter, de J.K. Rowling.