Tag Archives: film anime

Ghost in the shell, la película

‘Ghost in the shell’ es un film anime de 1995 dirigido por Mamoru Oshii. Es una adaptación del manga homónimo de Masamune Shirow, y fue producido por I. G. y escrito por Kazunori Ito. En el 2004 salió una secuela titulada ‘Innocence’.

Ghost in the shell, la película

Ghost in the shell, la película

Argumento

La película comienza cuando la Mayor Motoko Kusanagi espiaba una reunión en la ciudad New Port. Un equipo de la Sección 6 interrumpe la reunión, y en ese momento Motoko mata a un diplomático extranjero que intentaba sacar a un importante programador fuera del país.

En la siguiente escena, el jefe de la Sección 9, Daisune Aramaki, conversa con un oficial sobre los programadores que intentan encontrar asilo político. La historia entonces entra en su tema principal cuando Aramaki dice que uno de los intérpretes del ministro había intentado que el misterioso ‘Titiritero’ entrara a su cerebro.

El hacker resulta ser un basurero que estaba atravesando un divorcio e intenta piratear a su esposa usando un programa que le dio una persona en un bar. Batou e Ishikawa llegan al último acceso a la terminal justo antes de que el intento de piratería terminara, sin lograr atrapar a ningún sospechoso. Sin embargo se dan cuenta de que los lugares desde donde se realizan los intentos de piratería coinciden con la ruta del camión de la basura. Cuando el basurero descubre que la policía lo estaba investigando, intenta advertir a la persona que le dio el software pirata. Batou y Kusanagi encuentran al hombre, quien intenta huir usando un camuflaje óptico. Eventualmente el fugitivo queda neutralizado por Kusanagi.

Entonces se descubre que el hombre no era el verdadero Titiritero, sino uno de sus seguidores. El basurero a quien había ayudado también había sido engañado: no tenía ni una esposa ni una hija, todos sus recuerdos eran falsos.

Una noche, un cuerpo cibernético femenino es armado en Megatech sin aprobación, tras lo cual se escapa a la ciudad, donde es atropellada. La Sección 9 recupera el cuerpo e intenta determinar la razón de su creación. Batou relata un extraño hecho: el cuerpo no tenía ni una célula cerebral, era totalmente robótico, pero había indicios de que había un fantasma adentro de él. Kusanagi expresa su deseo de ‘sumergirse’ en el cuerpo y contactar al fantasma.

Mientras hablaban con el cuerpo, Togusa se da cuenta de que alguien con un camuflaje termo-óptico había entrado al edificio junto con los oficiales. Se lo dice a Kusanagi y entonces los dos comprenden que la Sección 6 tramaba algo. Las personas que habían entrado con camuflajes termo-ópticos asaltaron el laboratorio y se quedaron con el Cyborg defectuoso que contenía al Titiritero. Mientras escapan en su auto, Togusa dispara un dispositivo de rastreo y queda pegado a la patente del auto. Batou comienza a perseguirlos con su auto mientras Kusanagi los sigue con el helicóptero.

Ishikawa habla con Aramaki luego para investigar más el Proyecto 2501 y descubre que este proyecto había sido iniciado antes de que el Titiritero apareciera, aunque algunos oficiales afirmaban que había sido creado con el objetivo de capturar al Titiritero. Luego sugiere que el Titiritero era la herramienta del Ministro de Asuntos Externos para hacer el trabajo sucio. El escape del Titiritero hubiera sido una amenaza para la Sección 6 y el ministro corría el riesgo de que se filtraran secretos al público.

Saltando
Saltando

Poco después, el auto en el que estaba el Titiritero se encuentra con otro y se dividen en direcciones opuestas. Batoy sigue al auto original y Kusanagi al segundo. Con la ayuda de la policía, Batou detiene al auto y descubre que era un señuelo, tras lo cual se apresura para ayudar a Kusanagi.

Kusanagi sigue al auto hasta un edificio abandonado. Allí, se encuentra con un tanque que guardaba al Titiritero. Como su rifle de asalto no servía contra esa maquinaria, trata de escapar. Sin embargo, el tanque se queda sin municiones, y entonces intenta abrir su escotilla, pero no lo logra y sufre varias heridas. El tanque intenta terminar con ella, pero aparece Batou con artillería pesada y derrota al enemigo.

Entonces se ve que el cuerpo del Titiritero había logrado sobrevivir a la pelea y Kusanagi decide ‘sumergirse’ y contactar a su fantasma inmediatamente porque cree que Aramaki lo usaría como estrategia de negociación. Cuando se conectan, los fantasmas se ponen en contacto y el Titiritero se vuelve a presentar. Confirma que el Proyecto 2051 era de la Sección 6 y servía a sus propios fines.

Durante el tiempo transcurrido entre la obtención de datos y la instalación de programas en varios fantasmas, se había convertido en un ser conciente. Les dice que había estado buscando a Kusanagi durante mucho tiempo y que la conocía por las redes que había pirateado. Es un ser conciente porque puede reconocer su propia existencia pero no tiene dos que son fundamentales par todos los organismos vivos: la reproducción y la muerte. Para solucionar esto, el Titiritero expresa su deseo de unir su fantasma del de Kusanagi para dar a luz a una nueva entidad. Batou intenta desconectarlos, pero el Titiritero lo había ‘hackeado’ y lo evita.

Mientras tanto, helicópteros de la Sección 6 se acercan al edificio abandonado con órdenes de destruir al Titiritero y a Kusanagi y, de esa manera, seguir escondiendo el proyecto. Batou empieza a ver puntos rojos en los cuerpos de ambos, pero los francotiradores no pueden disparar porque sus sistemas de enfoque también habían sido pirateados por el Titiritero.

Kusanagi y el Titiritero continúan hablando sobre su unión, y ella expresa su preocupación por el hecho de que ambos cambiarían para siempre y  no podrían regresar a sus identidades actuales. Quiere una garantía de que retendría su identidad, pero el Titiritero le dice que no debe querer eso, porque su deseo de permanecer igual dentro de un ambiente dinámico es lo que la limita. Kusanagi finalmente accede a la unión y el Titiritero entonces libera a Batou y a los francotiradores de su control. Los francotiradores entonces le disparan y su caja craneana queda destruida, pero Batou logra proteger a Kusanagi con su brazo. Como su objetivo principal fue eliminado, la Sección 6 se da a la retirada.

Kusanagi se despierta en la guarida de Batou con el cuerpo de un Cyborg niño. Batou entra y le cuenta todo lo que había ocurrido desde la destrucción de su cuerpo original (unas 20 horas antes): el ministro del Exterior había renunciado como resultado de la conspiración y Nakamura –líder de la Sección 6- había sido llamado a interrogatorio. Batou puso su mente en un cuerpo de niño porque había sido lo mejor que pudo conseguir en el mercado negro en poco tiempo. Motoko decide irse y revela que ya no es más ni Kusanali ni el Titiritero, sino una combinación de ambos. La película termina una escena donde se ve  a la nueva Motoko 2501 mirando a la ciudad y preguntándose cuál sería su siguiente paso, tras lo cual dice: ‘La red es vasta e infinita’.

Adaptación

La adaptación fílmica presenta los temas de la historia de una manera más seria y lenta que en el manga. Además, para poder condensar al manga en 82 minutos de pantalla, la película excluyó las subtramas y se concentró sobre la historia del Titiritero.

A diferencia del manga y de la serie televisiva, los productores afirmaron que la acción transcurre en Hong Kong. La escritura que aparece en pantalla está formada por caracteres chinos Hànza, que también se usan en la escritura japonesa (kanji), pero se omite al hiragan y el katakana que son usados exclusivamente en la escritura japonesa.