Tag Archives: shenlong

Dragones en Dragon Ball

Shenlong es un dragón mágico que interviene en el manga Dragon Ball, de Akira Toriyama, y en el animé Dragon Ball, Dragon Ball Z y Dragon Ball GT. En la versión inglesa, es también llamado “Dragón Eterno” y “Dios dorado de la Armonía”. Shenlong significa, literalmente “Dragón de Dios”, aunque es llamado Shenron en la serie.

Dragones en Dragon Ball

Dragones en Dragon Ball

Las bolas del dragón (DragonBalls) son un componente del universo. Se trata de siete esferas mágicas que se dispersan a través del mundo. Cuando están juntas, pueden ser utilizadas para convocar al dragón Shenlong, quien concederá un deseo, dentro de ciertos límites. Después de concedido el deseo, las esferas se dispersan nuevamente sobre la Tierra y se mantienen inertes durante un año.

En la Antigüedad, hubiera tomado demasiado tiempo buscar y recolectar las esferas a lo largo y ancho del mundo. Sin embargo, al comienzo del manga, una niña-genio llamada Bulma inventa un “radar del dragón” para detectar las esferas y facilitar el proceso de búsqueda.

Shenlong es capaz de reunir las siete esferas del dragón de la Tierra. Puede conceder cualquier deseo mientras éste no exceda la energía de quien lo pida, el cual debe estar todavía vivo (por ejemplo, Kami/Piccolo). Sin embargo, este dragón divino es incapaz de repetir un deseo. No puede lograr que alguien se enamore o que muera, así como tampoco puede revivir a personas que han muerto muchos años atrás.

Las esferas del dragón no pueden volver a utilizarse por un año, después de haber cumplido un deseo, porque se transforman en piedras. A diferencia de Porunga, Shenlong puede conceder solamente un deseo a menos que Dende los aumente a dos.

En Dragonball GT, un Shenlong malvado conocido como Black Star Dragonball (Estrella Negra de Esferas del Dragón) nace de los pedazos de esferas rotas. Éstas se van transformando en dragones individuales que luchan contra Goku y sus amigos.

EN LENGUA NAMEKIAN

Porunga es el dragón eterno de Namek invocado cuando todas las esferas del dragón (dragonballs) de Namek se reúnen. Su aspecto es mucho más temible que el del Dragón de la Tierra, Shenron, con un cuerpo más grande y musculoso. Es un poco más fuerte y puede conceder tres deseos en vez de uno, pero cada petición debe realizarse en la lengua Namekian.

Inicialmente, Porunga tenía la capacidad de revivir sólo a una persona. Más tarde, su energía crece y entonces logra volver a la vida a tantas personas como se necesite. Un dios poderoso, conocido como el Anciano Kai, criticó esta habilidad por considerarla un “acto blasfemo que interrumpe las órdenes de la Naturaleza”

Dragones del Japón

Los dragones japoneses son criaturas legendarias con cualidades físicas similares a las de los dragones chinoscoreanos. Sin embargo, existen algunas diferencias: los dragones japoneses poseen tres garras en vez de cuatro y no siempre tienen alas. En general son benévolos –aunque existen algunas excepciones– y a muchos se los conoce por su capacidad para cumplir deseos.

Dragones del Japón

Dragones del Japón

Algunos afirman que los dragones descienden de peces enormes, aunque no se han encontrado evidencias fósiles ni restos arqueológicos que justifiquen dicha hipótesis. Sin embargo esta leyenda continúa viva en el folclore japonés.

Los dragones se mencionan escasamente en la mitología japonesa. Uno de los más famosos es Yamata no Orochi, un monstruo terrible de ocho cabezas y ocho colas que fueron cortadas por Susanoo, un héroe que halló la espada sagrada Kusanagi después de rebanar la cuarta cola de la bestia. Otro dragón importante es el dios emperador del mar, Ryujin

Sin embargo, la cultura popular moderna sí menciona con frecuencia los poderes de los dragones, atribuyéndoles energías mágicas sanadores, la capacidad de volar y el don del antropomorfismo.

Dragones Japoneses
Dragones Japoneses

En la actualidad, los japoneses aprovechan la popularidad que los dragones tienen en su universo cultural y los incorporaron a las series deanimé, películas y juegos de roles, renovando algunos rasgos atribuidos históricamente a estos seres fantásticos.

Por ejemplo, en Dragon Ball Z se alude a las bolas mágicas capaces de conceder deseos a la Humanidad por obra del dragón Shenlong, mientras que en la serie Pokémon se exhiben dragones con diferentes habilidades tales como Dragonair, Rayquaza y Salamence, sin contar las apariciones simbólicas en Los caballeros del Zodíaco.

En la película ganadora del Oscar, El viaje de Chihiro, también aparece un dragón blanco, habitante del río. Por último, el juego Dragon Quest no se queda atrás: en él desfila una diversidad de dragones con rasgos orientales, europeos y asiáticos.