Inspiración y temas de Crepúsculo

Según la autora, sus libros son ‘sobre la vida, no la muerte’ y sobre ‘el amor, no la lujuria’. Cada libro estuvo inspirado en diferentes clásicos literarios: ‘Crepúsculo’ en ‘Orgullo y prejuicio’ de Jane Austen, ‘Luna nueva’ en ‘Romeo y Julieta’ de Shakespeare, Eclipse en ‘Cumbres borrascosas’ de Emily Bronte y ‘Amanecer’ en ‘Sueño de una noche de verano’ de Shakespeare. Meyer también afirmó que ‘Anne of green gables, de Orson Scott Card y L. M. Montgomery fue una gran influencia sobre su escritura.

Entre los principales tópicos de los libros se incluyen el libre albedrío y la necesidad de elegir un camino. Meyer dijo que los libros se centraban sobre la decisión de Bella de elegir su propia vida y la elección de los Cullen de abstenerse de matar: “Realmente creo que esa es la metáfora subyacente de mis vampiros. No importa si estas trabado en tu vida ni tampoco lo que crees que debes hacer; siempre puedes elegir otra cosa. Siempre hay un camino diferente”.

Meyer, que practica la religión mormona, ha confesado que su fe influyó su trabajo. En particular, dijo que sus personajes ‘tienden a pensar más de lo normal acerca de sus orígenes y su futuro”. Meyer también separó su obra de temas como el sexo, a pesar de la naturaleza romántica de las novelas. La autor afirmó que no buscó que sus libros estuvieran influenciados por la religión ni que promovieran las virtudes de la abstinencia sexual o de la pureza espiritual, pero admitió que su trabajo está moldeado por sus valores cuando dijo: “No creo que mis libros sean muy gráficos u oscuros por mi manera de ser. Siempre va a haber mucha luz en mis historias”.

Orígenes e historia de la publicación de la novela

Stephenie Meyer dijo que la idea para escribir ‘Crepúsculo’ le llegó en un sueño el 2 de junio de 2003. El sueño era sobre una joven humana y un vampiro que estaba enamorado de ella pero deseaba ardientemente su sangre. Basándose en este sueño, Meyer escribió la transcripción de lo que hoy es el capítulo 13 del libro. A pesar de tener muy poca experiencia en el oficio, en cuestión de tres meses había logrado transformar ese sueño es una novela completa. Tras escribir y editar la novela, firmó un contrato con Little, Brown and Company por $750000, una suma inusualmente alta para un autor novel. Megan Tingley, la editora que contrató a Meyer, dijo que a la mitad de su lectura comprendió que tenía en sus manos al best seller del futuro. El libro se publicó en el 2005.

Luego del éxito de ‘Crepúsculo’, Meyer expandió su historia a tres libros más: ‘Luna nueva’, ‘Eclipse’ y ‘Amanecer’. En la semana posterior a su publicación, la primera secuela, ‘Luna nueva’, debutó en el puesto 5 de la lista de best sellers de New York Times y en la segunda semana se alzó con el primer puesto, posición que mantuvo durante las siguientes once semanas. En total, pasó cincuenta semanas en la lista. Luego del estreno de ‘Eclipse’, los primeros tres libros de la saga llegaron a ocupar un total de 143 semanas en dicha lista. La cuarta entrega, ‘Amanecer’, tuvo una tirada de 3.7 millones de copias, de las cuales se vendieron 1.3 millones sólo el primer día, logrando de esta manera un récord de ventas para Hachette Book Group USA. Al completar la cuarta entrega de la serie, Meyer afirmó que esa sería la novela final desde la perspectiva de Bella Swan. En el 2008, los cuatro libros de la serie llegaron a ocupar los cuatro primeros puestos de la lista de best sellers del año de USA Today, convirtiendo a Meyer en la primera autora en lograr esto. La serie luego ganó el premio al mejor libro en los Kids Choice Awards, donde compitió contra la serie de Harry Potter.