Impacto Escondiendose Pintado En Oleo Caballo Fantasma Fantasma Desenfocado Silencio Fantasmas El Paisaje Fantasmas En El Mar Ojos Blancos Fantasma Luz Fondo Atrapado Sin Salida En El Muelle Fantasmas Dibujados Las Novias Vestido Blanco Dos Fantasmas Luces Fantasmagoricas Vestida De Blanco Casa Embrujada Mujer Suicida

El Fenómeno Poltergeist
Escrito por

La palabra “Poltergeist” proviene del vocablo alemán “poltern”, que significa “retumbar o hacer ruido”, mientras que “Geist” quiere decir -en el mismo idioma- simplemente “fantasma” o “espíritu”. El término compuesto alude a los espíritus que se manifiestan moviendo e influenciando objetos.

Las principales hipótesis relacionadas con el origen de los fenómenos del Poltergeist serán enumeradas a continuación.

Un folleto impreso en Londres, en el año 1698, por el señor Richard Chamberlain, proporciona una descripción de la caza de un poltergeist, ocurrida algunos años atrás.

El Fenómeno Poltergeist
El Fenómeno Poltergeist

Dos copias del folleto existen en el principal museo británico, con el nombre “Lithobolia, o el demonio que lanza piedras”. La publicación indica lo siguiente “Siendo una historia verídica, las acciones de espíritus infernales, la encarnación de diablos o las brujas crearon grandes disturbios y asombro a la familia de George Walton, en un lugar llamado Great Island, situado en la provincia de New Hampshire, en Nueva Inglaterra. Una mano invisible lanzaba piedras, ladrillos y palos de diferentes tamaños, además de martillos, mazas y otros utensilios”.

La actividad de los poltergeists tiende a ocurrir en torno a una sola persona, llamada “agente” o “foco”. A menudo se trata de niños en edad de pubertad. Casi setenta años de investigación efectuado por el Centro de Investigaciones del Rin, en Raleigh-Durham, Carolina del Norte, han conducido a una hipótesis -compartida entre la mayoría de los parapsicólogos- de que el “efecto poltergeist” es una forma de psicokinesis generada por una mente humana viva: la del propio agente.

Según los estudiosos de la citada institución, el “efecto Poltergeist” sería la manifestación exterior de un trauma psicológico, interno.

Los poltergeists pudieron existir, tal como los “elementales” descritos por los ocultistas. Otra versión postula que los mismos se originan después de que una persona muere durante un gran ataque de rabia.

Según otra opinión, los fantasmas y poltergeists son meras “grabaciones”. Cuando existe una emoción intensa, a veces minutos antes de la muerte -o no-, la misma queda grabada en algún lugar, o en la “tela del tiempo”. Esta grabación continuará sonando y jugando repetidas veces hasta que tal energía se disperse definitivamente.

No obstante, algunos poltergeists han tenido la capacidad de articularse y de adquirir personalidades distintas… Los especialistas dedicados a la proyección astral han informado la existencia de formas de vida astrales no amigables, que Robert Bruce llamó “negs” (identificables con los citados “elementales”). Si existen, éstos podrían manar y  afectar al mundo físico.