Cementerio Posando Mounstro Boca Abierta Nila Zombies Culto Zombies Esqueletos Ojos Verdes Reviviendo Zombies Prisionera De Los Zombies Asesino Atacando Mitad De Cuerpo Zombie Policia Mounstro Ojos Claros Primer Plano Zombi Arruinado Zombi Pelado Adolecentes La Novia Cazador De Zombies

Zombies en la cultura popular

Los zombies se encuentran regularmente en el entretenimiento de horror y fantasía. Generalmente son descritos como cuerpos en descomposición, seres descerebrados,  con un gran apetito por la carne humana, y en algunos casos por los cerebros.

Evolución del arquetipo del zombie

El concepto de los zombies comedores de carne se remonta a la mitología y el folclore de la prehistoria, como la Saga de Gilgamesh, donde la diosa Ishtar declara furiosa:

 ‘Derribaré las Puertas del Inframundo, destrozaré los postigos de las puertas, y las derribaré, y dejaré que los muertos suban para comer a los vivos ¡Y los muertos superarán en número a los vivos!’

Los muertos vivos, generalmente en la forma de vampiros o espectros, fueron parte del mundo mitológico, desde el draugr nórdico hasta el Jikiniki japonés. ‘’Las mil y una noches’’ es una obra de literatura que sirve de referencia temprana para los ghouls. Un buen ejemplo es el cuento ‘’La historia de Gherib y su hermano Agib’’, en la que Gherib, un príncipe exiliado, combate contra una familia de ghouls hambrientos, los esclaviza, y los convierte al Islam.

Zombies en la cultura popular
Zombies en la cultura popular

Otra referencia a los zombie en la literatura occidental se encuentra en la novela satírica francesa  de Pierre Corneille, Le zombie du gran Pérou (El zombie del alto Perú). Aunque hay muchas referencias vudú en el libro, no se explica lo que es un zombie. A causa de esto, queda implícito que los lectores de ese momento sabían lo que era, aunque no hay datos de una referencia más antigua que esta.

En 1797 el concepto reapareció con la publicación de Description topographique et politique de la partie espagnole de l’isle Saint-Domingue, un libro sobre lo que después sería llamado Haití, escrito por Moreau de Saint-Méry. Moreau afirma que ‘Zombi’ es una palabra criolla que significa ‘espíritu. Fantasma’. También dice que, en un lugar de la isla, los esclavos enterraban a los muertos a pesar de tenerlo prohibido, y que las floods los traía de vuelta a la superficie. Libros posteriores sobre este tema, como el de Wade Davis, afirman que el misticismo tradicional haitiano, al igual que en muchas otras culturas, acentuaron ‘la permeabilidad de la frontera entre la vida y la muerte y la creencia incuestionable en la posibilidad de cadáveres caminantes.

‘Frankestein’ por Mary Shelley, aunque no era una historia de un zombie propiamente dicho, prefiguró muchas de las ideas del siglo XX acerca de los zombies, sobre todo la de que la resurrección de los muertos es considerada un proceso científico más que uno místico, y que los muertos resucitados son más violentos que los seres vivos. ‘Frankestein’, publicado en 1818, encuentra sus raíces en el folclore europeo, cuyas historias de muertes por venganza también formaron la evolución de la concepción moderna de los vampiros. Otras historias notables del siglo XIX acerca de los no muertos incluían los cuentos góticos de Edgar Alan Poe y ‘The death of Halpin Frayser’ de Ambrose Bierce. Aunque estas historias no podían ser consideradas como historias de zombies en sentido estricto, los cuentos sobrenaturales de Poe y Bierce probaron ser influyentes en escritores del género como Lovecraft.

Otro libro que aporta más datos sobre el concepto de zombie es ‘The magic island’ de W. B. Seabrook en 1929. ‘Island’ es el relato sensacionalista de un narrador en Haití que se encuentra con los cultos vudú y los resucitados. El libro introdujo la palabra ‘zombi’ en EEUU.

Siguiente tema: Zombies en la cultura popular Parte II